Los ibones azules de Panticosa, el cielo del Pirineo

Puntuación Ibones azules de Panticosa

Resumen

En Panticosa hay una ruta que es bastante accesible si más o menos estás en forma. No es para montañeros experimentados aunque tiene algunos tramos que requieren cierta preparación. Lo mejor de esta ruta son las vistas y la naturaleza en su estado más puro, ¿te apuntas?

4

ibones azules panticosaNo es que la ruta de los ibones azules de Panticosa sea el punto más alto del Pirineo ni mucho menos, pero lo cierto es bien podría ser su cielo porque la belleza de sus vistas no tiene igual en la península.Valles escarpados, lagos, nieves casi permanentes y por supuesto sus ibones azules transparentes hacen de este rincón del Pirineo algo imprescindible si eres de los que aman la naturaleza. Esta ruta que destacamos forma parte del GR-11, la Senda Pirenaica. De aquí destacamos el Collado de Tebarray, los Infiernos, Respomuso y el nuevo refugio de Bachimaña, lugares por los que pasarás si haces esta ruta. De las rutas y senderos que tenemos en nosoloturismo.es, esta de los ibones azules de Panticosa es una de las más recomendables.

Los ibones azules de Panticosa y la ruta de la que vamos a hablarte comienza en los baños de Panticosa, que se encuentran a unos 50 km del Parque Nacional de Ordesa por la N-260a en dirección oeste.

Ibones azules de Panticosa: dificultad y altitud

De las excursiones que se pueden realizar desde Panticosa esta es de las mejores. Debido a al dificultad que entraña la parte del GR 11 que pasa por los ibones azules de Panticosa, no te encontrarás con domingueros ni con novatos que no saben lo que es la montaña ni la respetan. Es por eso que te recomendamos que entrenes antes de decidirte a hacer esta ruta.

La dificultad de los ibones azules de Panticosa no requieren que seas un atleta, pero sí que tengas cierta experiencia y que hayas entrenado antes por otras rutas de similar  exigencia. Para que te hagas una idea, el desnivel alcanzado en el total de la ruta es de unos 1.500 m y la distancia es de unos 20-25 Km según opciones, ya que como verás a continuación, tienes diferentes niveles incluso dentro de la misma ruta.

Te recomendamos que no la hagas en 1 día, ya que no disfrutarás del paisaje porque tendrás que ir demasiado deprisa. Hay zonas para dormir en el transcurso de la ruta que valen la pena.

Aquí te dejamos un perfil del total de la rutas de los ibones azules de Panticosa.

Ibones azules: la ruta, excursión desde Panticosa

Como ya os hemos dicho, la ruta de los ibones azules comienza en los Baños de Panticosa. Si llegáis allí a media tarde de un viernes podéis comer algo antes de comenzar la primera ascensión. Nos os preocupéis, hay sitios de sobra para comer algo.

Dos consejos importantes:

  1. No comas mucho antes de comenzar esta primera parte de la ruta ya que el primer desnivel que te espera es exigente, vale la pena que comas algo hipercalórico y te esperes a acabar la primera ascensión.
  2. Carga toda el agua que puedas aquí ya que tardarás en poder volver a hacerlo.

Desde los Baños de Panticosa tomamos el sendero GR 11 y comenzamos la ascensión por un sendero muy evidente y en el que en ocasiones tendremos que ayudarnos de las manos, pero no te preocupes no necesitarás material técnico a no ser que vayas en época de nieves.

ibones azules de Panticosa dificultad

Iremos dejando los ibones a la derecha hasta llegar al de Bachimaña. Allí ahora hay un refugio de nueva construcción en el que podrás hacer noche.

Si tienes pensado hacer noche en el refugio de Bachimaña, llama antes para asegurarte la plaza o reserva Online a través de este enlace

Ibones azules de Panticosa: los infiernos y el Collado de Tebarray

Una vez seguimos la ruta, ya sea ese mismo día o al día siguiente, tenemos ante nosotros el último de los ibones azules y a la izquierda podremos subir un alto llamado Los Infiernos. Lo que puedes hacer es dejar tu equipamiento e intentar hacer cima libre de cargas en Los Infiernos. Inténtalo sólo si el día es claro y no ha llovido, la ascensión a Los Infiernos no es apta para los que tienen vértigo y además el suelo es muy resbaladizo.

Y justo delante de nosotros tenemos el collado de Tebarray, monte que está justo a la derecha. Este monte también es de subida opcional y además mucho más fácil que Los Infiernos. Si te animas a subirlo alcanzarás los 3.000 m y la ascensión es muy sencilla.

Una vez hayamos dejado atrás el Collado de Tebarray y los ibones de Panticosa, comenzaremos el descenso no sin antes haber destrepado un buen trecho y en el que tendremos que tener paciencia y precaución.

En el descenso hasta el refugio de Respomuso podremos ver marmotas. Si no puedes verlas, porque son muy escurridizas, seguro que las oirás. Aquí vamos a disfrutar de unos paisajes espectaculares que nos mostrarán el Pirineo en su máximo esplendor.

Cuando llegues al refugio de Respomuso, seguro que un buen trago de agua en su fuente te vendrá de perlas. Es una de las cosas que mejor saben de la ruta de los ibones azules. En este refugio podrás disfrutar de un merecido descanso antes de iniciar el descenso final hacia los baños de Panticosa para terminar la ruta.

Si lo prefieres también puedes descender un pequeño tramo de apenas 2 horas y llamar a un taxi que te acerque a los baños de Panticosa. Te saldrá por unos 15€, según la época del año y las personas – Puedes preguntar por ejemplo en esta empresa.

Los ibones azules de Panticosa, más información

Si quieres conocer más información sobre Los ibones azules de Panticosa, en las siguientes páginas puedes encontrar información  y análisis de usuarios que han hecho esta ruta del Pirineo aragonés:


Licencia de Creative Commons
“Los ibones azules de Panticosa, el cielo del Pirineo”, de Javier Aguilar, está bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional

Sobre el autor

Reply